Dale al play para comenzar!


Traduce el blog a tu idioma

Who's here right now?

[06, 02, 10 // 15:55] "Mi frágil ángel"

Se me antoja como el aire, como un suspiro en primavera. Volátil, lleno de vida y fragancias embriagadoras. Rápido y audaz, sujeta mi rostro entre sus dulces manos y acaricia mi piel, como el cálido vaivén de sus dedos.

Su rostro me muestra el más hermoso lienzo, que oculta mi imagen predilecta. Entreabre sus labios y me deja verla, su sonrisa. Mi alma se congela, grabando esta imagen en mi pecho y deteniendo el tiempo, para impregnar mi vida con estos segundos de absoluto anhelo.

Mis torpes manos se posan sobre su cintura y mis turbios brazos lo acercan. Ríe, deleitando mis sentidos, suspirando sobre mi cuello.

"Creo que te quiero" susurra mi ángel. Me siento inseguro pues no puedo corresponder a sus celestiales palabras con mi tosca voz.

Poseo sus labios con inquietud. Le deseo. Deslizo mis manos hacia abajo y lo elevo. Él rodea mi cintura con sus débiles piernas y abraza mi cuello con sus frágiles brazos.

Lo coloco suavemente sobre las sábanas de mi cama y me tumbo entre sus muslos, atrapándole las muñecas contra el colchón. Rehuye de mis besos, pero yo desciendo besando su torso, mientras desabrocho uno a uno los botones de su ligera camisa de algodón.

Sujetando aun sus muñecas con una mano, continúo descendiendo hasta el templo erudito de mi descordura. Mi presa gime levemente para mi cuando le dedico lentas y eróticas caricias. Suspira y jadea, de un modo alentador.

Sujeto su cintura y le doy la vuelta, liberando sus muñecas para que se postre ante mi sobre la cama. Inclina su rostro hasta tocar las mantas con él y coloca a su lado las manos. Sus rodillas están inclinadas, con el trasero elevado. Con una mano continúo deleitando su entrepierna, mientras los dedos de la otra rodean suavemente su entrada. Primero se adentra uno, provocando un leve gemido. Danza suavemente en su interior, abriéndole paso a un segundo. Los gemidos aumentan con la entrada de éste. Yo ya apenas aguanto ya mi lujuria.

Los dedos salen y yo me coloco en su lugar. Mi ángel agarra con fuerza las sábanas entre sus delicados dedos, mordiéndose el labio inferior para no gritar. Una de mis manos busca la suya y se entrelaza con ella. La otra aun acaricia su parte más íntima, mientras mis caderas comienzan a balancearse hacia delante y hacia detrás. Beso su espalda con cariño, muerdo levemente su nuca. Él gime, jadea y se contrae. Yo gimo, jadeo y no ceso en mi movimiento.

Las embestidas se vuelven cada vez más y más violentas. Nuestros gritos y nuestro placer cada vez más y más salvajes. Susurra mi nombre y me dice "Más... más...". Eso no lo puedo soportar y cada vez entro hacia un lugar un poco más profundo. Lo siento tan caliente...

Llegamos juntos al clímax. Se viene en mi mano y yo en su interior, mientras caigo rendido sobre su espalda, intentando no cargarlo demasiado. Beso su cuello de nuevo, exhausto. Él cierra los ojos y sonríe.

Nos tumbamos torpemente y yo extiendo mi brazo para que duerma sobre él. Se acurruca contra mi pecho y suspira.

"Creo que te quiero" susurra.
"Yo se que te quiero" respondo.







3 comentarios:

Javis dijo...

Wow ¡¡¡¡¡
Que hermosas letras, estaba leyendolo y pues en mi pc, justo estaba escuchando My Inmoratl de Evanesece y me quede como... wow jejejeje, o sea sin palabras, fue simplemente maravilloso.
Saludos.

Kytsume dijo...

Gracias por tus amables palabras nwn
Nunca nadie me había comentado un texto OWO
Que ilusión! *w*

Gracias de nuevo, me ha emocionado :D

Kytsume dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Publicar un comentario

Estoy dispuesta a aceptar cualquier tipo de opinión respecto a la entrada en la que vas a comentar, pero agradecería que no se empleasen contra mi o contra lo que yo escribo palabras hirientes de cualquier clase

Si quieres comentar acerca del blog en general dispones de un chat a la derecha para hacerlo.

Gracias!

 
Ir Arriba